Sociedad

Nuestros valores

La espiritualidad: Fundamental para el desarrollo de las capacidades humanas y para la superación personal. Un valor que dota a las personas de la fuerza de entrega, esfuerzo y sacrificio por un mundo mejor, un planeta más ecológico y respetado y unas relaciones más humanas y éticas.

La ética: Los valores éticos son los únicos que pueden salvar nuestro mundo y redirigirlo hacia un destino  más agradable. El egoísmo, el consumo excesivo, la explotación desproporcionada de los recursos, la contaminación ambiental, los conflictos armados, las injusticias sociales, la corrupción… son males causados por la falta de ética y de sus valores.

La justicia: Una sociedad justa es una sociedad sana, en la que la libertad y la igualdad son protegidas. Una sociedad justa permite a sus integrantes vivir plenamente su libertad y realizar plenamente su proyecto de vida.

La libertad: Imprescindible para la realización personal de cada hombre y mujer. La libertad exige luchar contra todo tipo de discriminación y servidumbre. Nadie puede ser plenamente libre mientras otros no lo sean.

La solidaridad: Donde no alcanza la justicia, alcanza la solidaridad. Un valor que trasciende la ayuda material, que es esencial, sino que alcanza la compasión y el sentirse parte de los demás, especialmente de los colectivos y pueblos más vulnerables.

La igualdad: Todos los humanos nacen libres e iguales. Ninguna condición puede atentar contra la igualdad. La sociedad igualitaria es una sociedad horizontal, donde las condiciones sociales, económicas, políticas, de color o de género no pueden ser excusa para permitir la existencia de ciudadanos de primera y de segunda.

La dignidad: El valor más importante y del cual emanan todos los demás valores. La dignidad es intrínseca a la condición de todo hombre y de toda mujer. Luchamos contra todo tipo de atentado contra la dignidad humana, sea a través de la violación de los derechos humanos, como por medio de la cosificación de las personas, especialmente de las mujeres.

El diálogo: Un valor y un medio necesario en una sociedad cada vez más diversa y plural. El diálogo facilita en conocimiento mutuo, la elaboración de alianzas y proyectos comunes, y la construcción de la sociedad libre, justa, solidaria y libre de conflictos que todos soñamos.

La participación: Es el compromiso y la responsabilidad de todo ciudadano y ciudadana y de todo colectivo. Sin la participación los valores se quedan en nada.

Nuestras actividades

La formación: ONDA organiza clases y cursos de formación en ciencias islámicas, ética, espiritualidad, historia y ciudadanía. Además de clases de idiomas árabe y castellano. Clases que son dirigidas a todas las edades, niños, jóvenes y adultos, hombres y mujeres.

La espiritualidad: Sesiones de espiritualidad, clases, charlas, retiros espirituales, recuerdo de Dios, ayuno, compartir las experiencias junto a sabios y expertos en la materia…

Eventos culturales: Conferencias, mesas redondas, talleres… sobre diferentes temáticas de carácter social, intelectual, educativo, político y religioso destinados a la concienciación ciudadana y a la movilización consciente en la sociedad; veladas artísticas con fines benéficos…

Acción social: ONDA organiza festivales benéficos para los más necesitados, concentraciones, manifestaciones, participa en las protestas contra los recortes sociales, y las políticas generadoras de desigualdad.

Solidaridad internacional: Parte de nuestra acción se centra en la solidaridad con los pueblos oprimidos y con las causas justas, independientemente de toda consideración ideológica, religiosa o cultural. Con especial atención a la causa palestina, la más justa de las que existen y fuente de muchos conflictos en nuestro mundo actual. Asimismo, nos solidarizamos con los pueblos de la primavera árabe y con las víctimas de toda violencia, sea de grupos o de Estados.

Sensibilización sobre el medio ambiente: Mediante campañas de limpieza de las calles, implantación de árboles, y de la participación con otros colectivos en actividades con el fin de lograr una mayor cultura ecológica.

Campamentos para niños, jóvenes y familias: Eventos en los que se juntan la diversión y las actividades lúdicas con la formación y la sensibilización sobre los valores humanos.